DANZA UNO.OCHO

Danza Uno.Ocho es un colectivo de artistas de distintas disciplinas con sede en Sevilla que se centra en la realización de proyectos vinculados a la danza y al audiovisual.

Nace en 2011 a raíz de un proyecto de colaboración con el Centro Andaluz de Danza en el que se realizó el video-danza “Infra”, presentado dentro del programa de Celebración del día Internacional de la Danza 2012 (programa en colaboración del CAD y el CICUS).
Dicho video-danza también ha formado parte del programa en la Muestra Internacional de Danza Contemporánea Mes de Danza de 2012.

Danza Uno.Ocho surge de la inquietud, de querer mostrar el movimiento desde otras perspectivas para aproximar y mezclar el lenguaje audiovisual con el de la danza. Con la idea inicial de apartarla del linóleo y huyendo de una planificación visual meramente descriptiva, comenzamos a elaborar proyectos en espacios singulares y a dotar a la narración de diferentes puntos de vista.

Con la evolución de las nuevas tecnologías, constantemente aparecen nuevas formas para la expresión artística, que muchas veces comparten puntos comunes con disciplinas clásicas como la música, la poesía, la danza, pero que han cambiado, tanto el modo de expresarse como el modo de percibirse por aquellos que las viven. En muchas ocasiones, sin embargo, es difícil encontrar un nexo de unión entre miembros de diferentes disciplinas artísticas y desarrolladores de nuevos métodos, tecnologías y medios de expresión.

Danza Uno.Ocho son:

Fernando Brea, fotógrafo y camarógrafo sevillano, técnico en Realización formado en el ámbito del reportaje social en prensa y televisión.

Gastón Yovanovich, técnico en Realización oriundo de Argentina con experiencia en reportajes y cortometrajes, se forma en Sevilla apostando por las nuevas tecnologías.

Violeta Casal, bailarina e intérprete sevillana especializada en danza contemporánea, indaga en el aporte que el mundo audiovisual puede generar en la danza.

José Ruiz, bailarín e intérprete sevillano enfoca su trabajo en el ámbito coreográfico, viendo las nuevas posibilidades que los medios audiovisuales le ofrecen.

Danza Uno.Ocho recibe también colaboraciones de artistas plásticos, músicos, programadores informáticos, coreógrafos y bailarines.